Volver a Proyectos

Proyectos de Conservación

Adaptación del protocolo Reef Check para el Pacifico Oriental Tropical

Los arrecifes coralinos son los ecosistemas marinos con la mayor biodiversidad del planeta. Además son fuente considerable de ingresos económicos para muchas economías costeras debido a la pesca artesanal que se puede realizar y a la gran cantidad de turistas que pueden atraer. Nos ofrecen servicios ambientales como la producción de arena y la protección de ciertas zonas costeras contra los efectos negativos de huracanes y tormentas. Los corales, por ser los principales constructores de este ecosistema, sirven de refugio para muchas especies de importancia comercial en su ciclo de vida, por lo que son claves para el sector pesquero.

Con el fin de conservar y manejar adecuadamente los arrecifes coralinos del mundo, se han creado redes de monitoreo que proporcionen información básica acerca de su estado. Esta información permite crear alertas y proponer medidas de mitigación de impactos en zonas determinadas. Uno de los protocolos más conocidos a nivel mundial es el creado por la Organización Reef Check. Su objetivo es darle seguimiento a los arrecifes mientras se logra elevar el interés de usuarios de los recursos. Debido a que el protocolo Reef Check está instaurado en más de 80 países, la Fundación Keto de Costa Rica adoptó la tarea de elaborar un protocolo de monitoreo Reef Check específico para la región del Pacífico Oriental Tropical (POT). Esta región abarca desde el Golfo de California a Perú, incluyendo islas oceánicas (e.g. Isla del Coco, Malpelo, Galápagos, Clipperton). Por lo tanto, ahora es posible para todos los países del POT realizar monitoreos Reef Check.

Ver manual aquí

Con apoyo de: Ramsar, La Red Coral, CIMAR, Reef Check